La parálisis del PSOE en la gestión del Ayuntamiento de Gozón ha alcanzado también a las elecciones municipales del próximo 26 de mayo. Solo la pura incapacidad de las personas que dirigen la política municipal puede explicar que hayan enviado a la Junta Electoral un listado de calles destinadas a la colocación de propaganda electoral en las farolas en el que falta lo más importante: en unos casos, las farolas; en otros, los votantes.

La división en zonas de las calles de Luanco por su importancia para adjudicar a los partidos según los representantes obtenidos en la anterior cita con las urnas, deparó curiosamente que a Izquierda Unida le tocase una misión imposible (en la imagen se puede ver la zona verde, la adjudicada a IU, que tiene cinco concejales; la roja es la que correspondió al PSOE y la azul, al PP, ambos con seis concejales).

La ley del Régimen Electoral General establece que “los Ayuntamientos tendrán la obligación de reservar lugares especiales gratuitos para la colocación de carteles y, en su caso, pancartas y carteles colgados a postes o farolas por el sistema llamado de banderolas. La propaganda a través de las pancartas y banderolas sólo podrá colocarse en los lugares reservados como gratuitos por los Ayuntamientos”. Las zonas que el equipo de gobierno socialista estimó adecuadas y que curiosamente iban en el tercer paquete de calles que correspondió a Izquierda Unida son:

Calle Marañueles: no tiene farolas. Si no vieron el baby boom en Gozón, ni la necesidad de ampliar el centro de día, ni que el proyecto de escuela de 0 a 3 no era adecuado, ni que la cubierta de Balbín no se iba a colocar, ni que el Principado no les hacía caso con la cubierta de La Vallina, ni que les estaban metiendo un gol por la escuadra en Los Laureles… ¿Cómo iban a ver que no hay farolas?
Calles La Polar, Miramar o La Concepción: farolas sin soporte, ni configuración para la sujeción de cartel alguno, con abundantes señales de circulación que impiden cualquier uso a riesgo de tapar tales señales.

Calle Isabel Bosquet, en Peroño: zona de segunda residencia, de visitantes que no son vecinos del concejo, no residen en esas viviendas la mayor parte del año ni ejercen su derecho al voto en el municipio. Es una atribución vacía de contenido, que no garantiza el derecho reconocido a Izquierda Unida por razón de su última representación en el Consistorio.

Ante este desastre de adjudicación, Izquierda Unida intentó apelar al sentido común de los políticos solicitando que cediesen parte de los soportes que les habían tocado a nuestra candidatura, encontrando una absoluta falta de empatía y calidad democrática en el PSOE de Gozón. Según nos han comunicado, tras consultar con la FSA, decidieron no facilitar ninguna farola “en base a las declaraciones efectuadas en las redes sociales en las que se da a entender que ese reparto fue realizado por nuestro partido”. Una rabieta impropia de personas adultas.

Muy distinta fue la respuesta del Partido Popular, a quien agradecemos que haya puesto a nuestra disposición diversos espacios para la publicidad. Ellos sí han entendido en qué consiste la democracia y el juego limpio.

Déjenos su comentario:

*

Su dirección no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Diseñado por: Llistográfica Jaime G. Llistó

CONECTE CON NOSOTROS: