– Mientras la playa de Luanco estaba llena y sin servicio de socorrismo
y la carretera de Moniello tomada por los coches, la Policía Local de
Gozón controló el domingo el acceso a un aparcamiento privado.

– El gobierno municipal vuelve a mostrar su dejadez y apatía para
salvaguardar los servicios públicos que necesitan los vecinos y los
visitantes mientras protege intereses particulares.

La serie de despropósitos que se ciernen sobre Gozón este verano comenzó el domingo,
dejando una evidente muestra de la falta de planificación del gobierno municipal en este
año tan especial. El aparcamiento del puerto, un espacio concedido a una entidad
privada para su gestión, fue controlado por efectivos de la Policía Local de Gozón.
Cuatro agentes se dedicaron a restringir el acceso a la zona. Cuatro de una plantilla muy
mermada y con mucho concejo para mantener la seguridad, más allá de una zona cedida
por Puertos del Principado durante el periodo estival. No se muestra el mismo interés en
controlar el paso a otra zona también de Puertos del Principado, el muelle viejo, donde
el gobierno municipal da manga ancha para el acceso.

Mientras tanto, la carretera de acceso al parque y a la playa de Moniello se veía
invadida por los coches, que aparcaron en la senda peatonal y en el arcén sin que los
agentes hiciesen nada para evitar el descontrol, ocupados en proteger intereses ajenos a
lo público.

La dejadez y la incapacidad del gobierno de los socialistas se confirmó con la playa de
Luanco llena y sin servicio de socorristas. No hay que ir muy lejos para ver que otros
concejos vecinos ya tienen el servicio de socorrismo a pleno rendimiento y con medidas
especiales para la Covid-19. No se trata de dinero, sino de eficiencia, y el partido al
mando en Gozón no es capaz de organizar nada.

Déjenos su comentario:

*

Su dirección no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Diseñado por: Llistográfica Jaime G. Llistó

CONECTE CON NOSOTROS: